¡Alégrate, el Señor está contigo!

Mensaje Espiritual

 

 

 

Martes, 20 de marzo de 2018

Quinta Semana de Cuaresma

Feria – Morado

Números 21, 4-9 / Juan 8, 21-30

Salmo responsorial Sal 101, 2-3. 16-21

R/. "¡Señor; escucha mi oración!”

 

Santoral:

Santa Fotina la Samaritana, San Heriberto,

San Martín Dumiense y Beato Marcel Callo

 

 

Es voz de Dios...

 

Si me despierta y me saca de la mediocridad,

si compromete y complica mi vida,

pero la llena y da sentido...,

es voz de Dios.

Si me hace salir de mi tierra,

de mi pequeña isla o mar

y me lanza al mundo entero...,

es voz de Dios.

Si me invita a ser profundamente feliz

y a hacer felices a los demás...

si habla el lenguaje de la confianza,

del Padrea su hijo...,

es voz de Dios.

Si no me saca de este mundo,

pero me hace estar en él

como levadura, sal, luz...,

es voz de Dios.

Si no tiene nada que ver

con los anuncios de televisión,

si no es para hacerme más famoso,

ni me va a dar más dinero y poder,

ni lo que me ofrece lo pueden robar

los ladrones, ni carcomer la polilla,

ni devaluar las caídas de la bolsa...,

es voz de Dios.

Si es como un eco evangélico,

si en la oración no puedo

sacármelo del pensamiento...,

es voz de Dios.

Si así también lo siente

y lo ve mi comunidad y mi grupo;

si cada vez soy más

feliz siguiendo la llamada...,

es voz de Dios.