¡Alégrate, el Señor está contigo!

Mensaje Espiritual

 

 

 

Jueves, 26 de Abril de 2018

Cuarta Semana de Pascua

Feria – Blanco

Hechos 13, 13-25 / Juan 13, 16-20

Salmo responsorial Sal 88, 2-3. 21-22. 25. 27

R/. “¡Cantaré eternamente tu amor, Señor!”

 

Santoral:

San Tarcisio, San Pascasio,

Beata Alida y San Riquerio

 

Ego y ostentación

 

A la persona que tenga ego

y sea ostentosa nadie la querrá,

ni siquiera su propia esposa e hijos.

 

Sólo cuando abandone estas malas

cualidades será amado por todos.

 

La ira es una de las causas

principales de la desdicha del hombre.

 

Un hombre lleno de ira nunca puede

experimentar la felicidad en su vida;

siempre estará sumergido en la desdicha.

 

Mientras uno esté lleno de deseos

nunca podrá obtener la paz.

Un hombre codicioso nunca puede ser feliz.

 

Por lo tanto, el ego, la ira, el deseo

y la codicia son los principales responsables

de la desdicha, la angustia

y la desazón del hombre.